Perro Bravo

“GUATEMALA DEBE AVERIGUAR DE DÓNDE PROVIENE EL DINERO USADO POR DHK”


EX DIRECTIVO DE PDVSA ADVIERTE DE GRUPO VENEZOLANO ATRÁS DE EMPRESA PANAMEÑA

sitio-web

Gustavo Coronel participa en foros internacionales en donde se debate en torno a la corrupción en los estados petroleros. Foto: Oslofreedomforum.com

En agosto venció el plazo establecido por la Sala de Apelaciones de Mayor Riesgo para que el MP demostrara el origen ilícito del dinero con el que la empresa panameña DHK Finance Inc., adquirió acciones en un banco guatemalteco.

A través de su abogado, Harvey Pacay, del bufete Comte-Font (Legalsa S.A.), hemos solicitado documentación relacionada con el origen de los fondos utilizados en la inversión que se encuentra actualmente bajo investigación. Hasta el cierre de esta edición no han proporcionado a este medio documento alguno.

Con el objetivo de cumplir con esa tarea pendiente, Perro Bravo acudió al columnista y especialista en la industria petrolera, el venezolano Gustavo Coronel, quien ha denunciado públicamente en repetidas ocasiones la corrupción en PDVSA. Vía telefónica el señor Coronel nos compartió su conocimiento del señor Hidalgo Socorro, presidente de DHK Finance, y sus relaciones con la estatal Petróleos de Venezuela S.A..

¿Cuál ha sido su relación con Petróleos de Venezuela?

Soy geólogo petrolero, de avanzada edad, fui miembro de la Junta Directiva de Petróleos de Venezuela de 1976 a 1979, que fue la primera . Estuve en la industria petrolera venezolana hasta 1981, salí después de 28 años de dedicarme a la industria petrolera venezolana e internacional. Pero me he mantenido todos estos años muy atento a lo que ha sucedido en la industria petrolera venezolana, he observado como se ha deteriorado progresivamente, sobre todo después de la llegada al poder del comandante Hugo Chávez en el año 1999.

Para darle una idea, en el 99 la producción petrolera era de 3 millones de barriles al día, hoy en la producción es de 2 millones 500 mil al día, quizás menos, de manera que, en lugar de seguir una proyección normal de aumento de producción, como debió haber sido, hemos perdido medio millón de barriles diarios después de los 17 años del chavismo en el poder.

Además, la industria petrolera se ha convertido en una empresa social, que en vez de atenerse a su misión fundamental que es de producir y vender petróleo eficientemente, se ha dedicado a importar comida, distribuir comida, hacer viviendas, y hasta sembrar. Muchísimas actividades que no tienen ninguna relación con el petróleo. PDVSA pasó de los 33 mil empleados que tenía cuando Chávez llegó al poder, a tener 150 mil empleados, ¡con una producción mucho menor! Te podrás imaginar el nivel de deterioro que eso genera en la industria petrolera.

¿Han existido denuncias de corrupción?

Sí, por supuesto, uno de los problemas es que la gente de Chávez llegó al poder con la idea de botar a la gerencia profesional que existía en esa empresa y, en efecto, Hugo Chávez botó a 22 mil gerentes y técnicos de PDVSA en el año 2003, y los reemplazó por gente adepta a su movimiento político. Pero esta gente llegó también sin la menor experiencia, nada comparable a lo que se perdió. Esta gente llegó con la idea de hacer dinero.

Desde el año 2003 en adelante, PDVSA se ha convertido en un centro de altos niveles de corrupción, se han formado mafias compuestas por contratistas y gerentes que están dentro de la empresa. Los gerentes desde adentro de la empresa dándole contratos preferenciales a sus amigos contratistas, de tal forma que se pueden compartir los sobornos y ganancias ilícitas que se hacen en base a esos contratos.

Por ejemplo, la empresa Derwick Associates, es el nombre de la compañía de unos jóvenes venezolanos, que ha tenido contratos dados a dedo, sin licitación, del orden de los $2 mil millones de dólares, de los cuales se estima que $1 mil millones le han quedado a ellos por la vía de comisiones y de sobrefacturación. Tenemos también otro contratista de tipo naviero, un señor Wilmer Ruperti, que firmó contratos a dedo con PDVSA en el pasado, y que ha obtenido inmensas ganancias por esa vía.

Y por supuesto, el caso que posiblemente más interese a Guatemala, el de los señores Hidalgo Socorro y Enoc Martínez, quienes partieron de una empresa muy pequeña en Maracaibo, Venezuela, la empresa Astivenca, y luego se convirtieron en contratistas muy populares en Venezuela.

Entre los contratos que firmaron, firmaron un contrato por el arrendamiento de una gabarra de perforación, llamada Aban Pearl, que se hundió poco tiempo después de contratada por PDVSA. La gabarra fue arrendada a PDVSA por US $730 mil diarios, pero la empresa dueña de la gabarra, Aban Offshore, de la India, apenas recibía la mitad de esa suma. La otra mitad iba a manos de la empresa intermediaria contratista, Petro Marine, inscrita en Singapur, que a la vez su dueña es otra empresa panameña llamada Isapeco, cuyos propietarios eran Hidalgo Socorro y Enoc Martínez. A través de Isapeco, se beneficiaron de esa contratación y se han embolsado grandes cantidades de dinero.

En Guatemala existe una revista que tiene la costumbre de otorgar portadas para lavar la cara de personajes señalados de ilícitos, en una entrevista Hidalgo Socorro afirma que el origen de su fortuna viene desde que su padre, que se llama igual que él, desarrolló una importante empresa de suministros para el sector petrolero en Venezuela. A lo largo de su trayectoria, ¿escuchó referencias de Hidalgo Socorro o de su familia?

De la familia del señor Socorro no tengo ninguna información, lo que sí puedo decir es que antes de salir a flote el asunto de la gabarra Aban Pearl, lo que tenían Hidalgo y Enoc, que eran socios en Maracaibo, era un empresa muy modesta llamada Astivenca, que hacían trabajo de limpieza de oficinas, trabajos de mediana y pequeña magnitud para PDVSA y sus filiales. Pero nunca escuché hablar del señor Hidalgo Socorro como un contratista importante, era uno de los centenares de proveedores pequeños que existen en la industria petrolera desde hace muchos años. Pero ninguna indicación de que esta gente pudiera tener trabajos importantes en la Petróleos de Venezuela pre Chávez. Esto comenzó con Chávez, y ni siquiera en los primeros años, sino posteriormente, alrededor del 2014, empieza a sonar el señor Socorro, y se ha convertido él y su socio, ahora sí en importantes contratistas.

Sin embargo, como dato que puede ser interesante, la empresa Astivenca también se vio involucrada en una demanda a PDVSA Marina, por parte de la empresa CH Offshore radicada en Singapur, por la cual PDVSA terminó pagando $70 millones.

sitio-web2

“Si no castigas la corrupción, la invitas”, G. Coronel. Aquí junto a Tom Burgis del Financial Times en el Oslo Freedom Forum, Mayo 25, 2015. Foto: Oslofredomforum.com

Entre los escritos de su autoría, relacionados a la corrupción en PDVSA, usted menciona al señor Oswaldo Jugo, ¿lo conoce?

Yo no lo conozco personalmente, las referencias sobre Oswaldo Jugo las obtuve de un periodista radicado en Florida. Me dijo que está muy conectado con PDVSA, que fue a través de Jugo que Hidalgo Socorro obtuvo la entrada para adquirir las acciones del banco en Guatemala.

¿Su fuente le comentó la relación entre el señor Oswaldo Jugo y las autoridades de PDVSA?

Sí, me dijo que Oswaldo Jugo tenía una buena relación con Erick Malpica Flores, que es un sobrino de Cilia Flores, la esposa de Nicolás Maduro. Malpica Flores no solamente tenía a cargo la tesorería de la República, también administraba las finanzas de PDVSA, o sea, tenía el control de todo el dinero del gobierno. Hoy en día se encuentra en un perfil muy bajo, nadie sabe dónde anda ese caballero después de que fue desplazado de PDVSA por Maduro. Quizá porque ya no podría justificar tenerlo ahí por el escándalo que se avecinaba en torno a su nombre.

¿Es este mismo Malpica Flores delatado por sus propios primos, de lavar dinero del narcotráfico?

Es el mismo.

Han existido varios señalamientos de la posibilidad de que PDVSA está siendo utilizada como mecanismo para lavar dinero…

Es lo que ha aparecido en reportajes de diarios tan importantes como el New York Times, o en el Wall Street Journal, en el cual han habido dos o tres reportes, firmados por el periodista Juan Forero, quien escribe un informe donde menciona que hay grandes cantidades de dinero depositados en Andorra por PDVSA y sus empleados o gerentes. Indican que es un intento de lavado de dinero proveniente de la droga y de contratos multimillonarios donde esta gente ha obtenido comisiones.

Se habla de la investigación en torno a Rafael Ramírez, el actual embajador de Venezuela ante las Naciones Unidas, quien tiene un primo que parece ser su intermediario, que es el que maneja el dinero en ese banco de Andorra. Esto está bien documentado sobre todo por el diario El País de España. Entonces sí, esas conexiones existen.

Lo difícil será cambiar un gobierno que tiene las armas en la mano, el país se está desintegrando de una manera tal, que el pueblo venezolano simplemente no es capaz de revelarse contra un sistema que los tiene profundamente acogotados. De ahí que la intervención del resto de países del hemisferio sea tan importante para sancionar al gobierno de Venezuela, pero eso no está sucediendo. Hasta los países democráticos del hemisferio se han hecho de la vista gorda respecto a la tragedia venezolana.

No es posible predecir una conclusión rápida a la tragedia venezolana, pero yo no creo que el país pueda sostenerse por mucho más tiempo. Porque literalmente la gente tiene hambre, no tiene medicinas, no hay luz eléctrica, no hay agua potable. Es decir, el país está llegando a una etapa de total parálisis por la incompetencia del gobierno. Yo creo que de esa manera se va a terminar el gobierno. Como decía un poeta estadounidense de apellido Eliot: “el fin del mundo no va a terminar con un estallido, sino con un suspiro”. Yo creo que así será el fin del gobierno de Maduro, no por una explosión, sino por un suspiro porque ya no habrá más que robarse.

¿Cómo venezolano considera que debe hacerse una investigación más profunda en torno a una inversión en un banco guatemalteco, cuyo origen podría estar relacionado a la corrupción en Venezuela?

Sí, por supuesto, yo creo que las autoridades de Guatemala tienen que averiguar de dónde viene el dinero que el señor Socorro está utilizando para comprar acciones en el banco; y pedirle información a PDVSA y a la Fiscalía General de la República. Pero más importante, deben pedirle a la Asamblea Nacional de la República de Venezuela, que hoy en día es bastante autónoma del gobierno, y que tiene un grupo de contraloría que está trabajando muy duro, para que les den información sobre el señor Socorro.

Esa investigación debe ser hecha con mucha profundidad, solicitando también información a las autoridades estadounidenses, que creo conocen bastante de la situación de estos dos caballeros, ya que tienen oficinas aquí en los Estados Unidos y compañías que tienen ramificaciones y depósitos de dinero en este país.

 

Comentarios


©Todos los Derechos Reservados 2015 | Perro Bravo SOY | Diseño y desarrollo web: VECLIX MEDIOS DIGITALES